Buscan que dueños de perros pitbull, llamados “peligrosos” o de “manejo especial” no paguen póliza de daños a terceros

Animalistas en el Valle del Cauca buscan que esta «póliza de responsabilidad civil extracontractual» contemplada en el Decreto 380 del 16 de marzo de 2022, que entra en vigencia este viernes 16 de septiembre y obliga a pagar hasta $400.000 a «cuidadores, tenedores, fundaciones y albergues» sea derogada.

Noticias Colombia.

Desde este viernes 16 de septiembre entra en vigencia el Decreto 380 de marzo 16 de 2022, la cual fue firmada por el Gobierno del hoy expresidente Duque y que busca que propietarios de caninos considerados de «manejo especial» o peligrosos cuenten con pólizas de responsabilidad civil extracontractual.

Con esto, según el decreto, se busca «amparar la responsabilidad civil extracontractual del propietario o tenedor del canino, por los perjuicios patrimoniales y extra patrimoniales que cause a terceros«.

Es decir, casos en los que haya lesiones, «muerte de personas o animales, o daños a los bienes de terceros«.

En su parágrafo 1. por ejemplo, el decreto explica que «no aplica para los caninos utilizados en la prestación del servicio de vigilancia privada«, sin embargo, «mientras se encuentren en servicio», ya que «se regirán por la normatividad especial sobre la materia».

Costos de estas pólizas

En el decreto se precisa que valor mínimo asegurado y vigencia de la póliza «no podrá ser inferior a cincuenta (50) salarios mínimos legales mensuales vigentes (SrvlLMV) por canino».

Lo que para muchos en el país es «un exabrupto».

Animalistas en Cali buscan nulidad

En el Valle del Cauca por ejemplo, a través de un Medio de Control de Nulidad Simple, animalistas, dentro de los que se encuentra el concejal Terry Hurtado, buscan que el Consejo de Estado anule el decreto en mención.

En el cual se establece el pago de pólizas «de responsabilidad civil extracontractual, que oscilan entre los $120.000 hasta $400.000«.

Para el Movimiento Animalista del Valle, se trata de un decreto que pone en «vulnerabilidad a caninos de manejo especial«.

Vulnerando además:

«Derechos fundamentales de sus cuidadores o responsables, afectaría a albergues y entidades sin ánimo de lucro que cumplen la responsabilidad estatal de protección animal y generaría un gasto adicional a las administraciones locales que tengan bajo su cuidado a ejemplares de manejo especial».

Agregan que poco se entienden dicha normatividad que empieza a regir este viernes 16 de septiembre, ya que en «Colombia, el 51 % de la población está en pobreza monetaria o en pobreza monetaria extrema«.

Por lo que se «estaría en incapacidad de pagar algún precio adicional por convivir con su animal compañero de manejo especial, más aún, cuando el alza de los alimentos llega al 24 %, lo que incluso dificulta subsistir de manera digna a personas que viven con un salario mínimo».

Lea también:

Cédula para animales, el Proyecto fue aprobado en primer debate

Un lío para fundaciones y albergues

Hurtado agrega que el decreto generaría una fuerte problemática a fundaciones, albergues y hogares de paso.

  • “Estas organizaciones sin ánimo de lucro no estarían en capacidad de pagar una póliza de este tipo, ya que hoy en día trabajan con las uñas».
  • «En todos los albergues que hemos podido sondear, nos refieren que no alcanzan ni siquiera a tener mensualmente el 50 % del presupuesto que necesitan para funcionar, de forma tal que el Decreto genera una barrera adicional para la protección de estos animales, muchos de los cuales son rescatados de la condición de calle”.

Consideran razas de manejo especial o ‘peligrosas’:

  • Bull terrier
  • Pitbull terrier
  • American pitbull terrier
  • Staffordshire terrier
  • Bullmastiff
  • Doberman
  • Dogo argentino
  • Dogo de burdeos
  • Fila brasilero
  • Mastín napolitano
  • Presa canario
  • Rottweiler
  • Tosa japonés – sus híbridos y/o cruces.

Asimismo, son considerados caninos de manejo especial los que hayan ocasionado agresiones a otros animales, y los entrenados para el ataque y la defensa.

Preocupa la situación

Para Patricia Dosman, de Conexión Animal, el punto más crítico es para albergues que «acogen y protegen animales de manejo especial, muchos no tendría la capacidad cubrir el valor de la póliza, al igual que las familias que han adoptado».

Así mismo, dice que no hubo una pedagogía previa, ni a las familias ni albergues que hoy tienen perros de condición especial.

Por eso temen que uno de los fenómenos que se puede presentar es que una vez las autoridades inicien con las intervenciones de control, muchos animales terminen abandonados.

Animalistas en Cali buscan nulidad:

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.